Enseñando Adobe AIR

5 04 2008

Lo he probado un poco por curiosidad, y la verdad es que me ha impresionado. La plataforma de Adobe para la ejecución de aplicaciones web en el escritorio ya lleva meses fraguándose – al igual que otras competidoras como Google Gears, Microsoft Silverlight, Mozilla Prism o Sun JavaFX – pero el pasado lunes se anunció la versión Adobe AIR 1.0 definitiva disponible para Windows y Mac OS X. Habrá que esperar un poco para Linux – están en ello – pero de momento ya es posible echarle un buen vistazo a Adobe Integrated Runtime (AIR) porque hay varias aplicaciones disponibles.

adobeair0.jpg

¿Qué es AIR? Bueno, pues básicamente es un motor que permite ejecutar servicios web como si se tratasen de aplicaciones convencionales. Siempre ha sido necesario un navegador para hacer uso de dichos servicios, pero AIR nos proporciona un fichero autoinstalable (con extensión .air, que en un pispas tenemos con su acceso directo en el escritorio y en el menú de Inicio) que permite utilizar ese servicio web en un entorno local. Y lo que es más: permite usar esas aplicaciones sin necesidad de estar conectados a Internet. Esto limita las posibilidades de muchas de ellas, claro – algunas no tienen sentido si no dispones de conexión – pero otras tantas pueden ser disfrutadas directamente en el escritorio.

adobeair1.jpg

En ReadWriteWeb realizaron un pequeño análisis de 6 aplicaciones – hay muchas más accesibles desde la página del proyecto – que ya destacan nada más ponerse en marcha el servicio, y yo probé dos de ellas. Google Analytics queda precioso en su ventanita de Adobe AIR, pero aún más chulo es el cliente Twhirl (vaya nombrecito) de Twitter, toda una cucada que también demuestra las posibilidades de este sistema. Por cierto, si queréis usarlo no os vale la versión por defecto, que es la 0.6.0 (da error de instalación), hay una pequeña nota al respecto con una versión provisional, la 0.6.3, que es la que yo estoy usando ahora. Mira que sigue sin convencerme lo de Twitter, pero no puedo evitar twittear de vez en cuando porque los seguidores, curiosamente, no me abandonan…

adobeair2.jpg

Sea como fuere, la cosa funciona, y lo hace de coña. Además las aplicaciones normalmente se salen de ese diseño predefinido de las aplicaciones Windows y de su API para el diseño de ventanas, y disponen de su propia personalidad, lo que le da un toque alegre a estas herramientas. Muy chulo, la verdad.

fuente: incognitosis

SAlu2 😉 😉 😉


Acciones

Information

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s




A %d blogueros les gusta esto: